Los retos empresariales a partir de 2021.

Si algo ha caracterizado los últimos tiempos ha sido la revolución digital, en todos los medios y desde todos los frentes de acción  se habla de la creciente revolución digital y de los nuevos retos empresariales.

retos empresariales

 La realidad empresarial que nos espera, tanto para este 2021 como para tiempos venideros, no puede ser ajena al incremento del uso tecnológico de la población que se ha visto incrementado con la crisis del coronavirus.

Tanto el tejido empresarial cómo los trabajadores que forman parte del mismo necesitan de una serie de directrices acordes a los nuevos tiempos que se avecinan y los nuevos retos empresariales que se plantean.

 En este artículo te vamos a presentar las grandes líneas de actuación, los retos nuevos a los que se va a tener que enfrentar tanto la empresa como la sociedad y los trabajadores que forman parte de la misma. Comencemos…

¿Qué va a necesitar mi empresa partir de 2021? Los grandes retos empresariales

En este artículo hemos tratado de resumir las grandes tendencias y retos a los que se va a enfrentar la empresa a partir de este año que entramos, las grandes tendencias o retos son diversos, entre ellos hay varias líneas directrices o puntos muy importantes que debemos conocer para adaptarse evolutivamente a la realidad que nos espera.

Formación y actualización online.

En este aspecto cabe destacar la gran importancia que va a tener la constante actualización información de los trabajadores, Si hay algo que de manera clara nos ha mostrado la crisis del coronavirus es la necesidad de estar en continua formación manteniendo todas las normas de seguridad.

 En este aspecto la formación y actualización online serán uno de los pilares básicos en los que se va a asentar la nueva cultura empresarial.

La nueva cultura empresarial y el liderazgo no presencial.

Hemos de formarnos en toda una serie de valores y comportamientos para poder liderar de manera adecuada, desde la distancia, es decir online, toda la gestión del tejido empresarial. Crear una infraestructura basada en el trabajo en equipo, la participación de todos los trabajadores y sobre todo la motivación de los mismos.

A través de la formación y actualización online como hemos comentado anteriormente implementar esta nueva cultura empresarial, el liderazgo colaborativo y participativo de las cúpulas directivas para conseguir alcanzar los retos empresariales que afrontamos.

Retroalimentación constante y productividad

 Constante  información para los trabajadores, uno de los nuevos retos empresariales clave con la finalidad de mejorar los procesos y la calidad de vida de los mismos, un trabajador feliz en su trabajo es un trabajador productivo que cree en la cultura empresarial de la que hemos estado hablando en el punto anterior. Digitalización y tecnificación en este sentido para tener a los trabajadores motivados y con ello conseguir el crecimiento del tejido empresarial en beneficio de la sociedad.

¿Cómo vamos a conseguir todo esto? ¿Dónde puede estar la clave?

 Es evidente que en muchos casos no está resultando nada sencillo el proceso de adaptación ha estado de nueva normalidad lo que nos ha llevado a la crisis del Covid -19.

Pero también  resulta evidente que no tenemos otra opción más que adaptarnos y evolucionar al ritmo de los nuevos retos empresariales, de ello va a depender en gran medida de la adaptación de las empresas a la nueva realidad que demandan las sociedades y con ellas los consumidores.

 No existe para ello soluciones mágicas pero sí que la nueva realidad nos deja un mensaje muy claro, la empresa ha de estar perfectamente organizada, tener muy clara la idea u objetivo que pretende y sobre todo saber cuáles son sus nichos de mercado o potenciales clientes con sus nuevas necesidades.

 En este momento es cuando aparece nuestro gran protagonista el Project Management Plan, es decir, una planificación clara de la gestión de nuestros proyectos en la empresa. 

El gran protagonista….El Project Management Plan

Tener claros nuestros objetivos, nuestro plan de acción para conseguirlos  y cómo gestionar los tiempos va a ser clave en el proceso de adaptación de la empresa a los nuevos retos empresariales. Para ello desarrollaremos nuestra planificación de los proyectos que pongamos en marcha a través de una serie de pasos que pueden ser los siguientes.

  • Ser realista: ver hasta dónde puede llegar nuestra empresa y qué proyectos podemos llegar a desarrollar, es decir planificar el alcance real de cada uno de los proyectos o campañas que iniciamos.
  • Tener muy claro el funcionamiento, organigrama y esquema del proyecto que vayamos a poner en marcha, crear documentos accesibles a través de las nuevas tecnologías para que sean comprendidos por los trabajadores. Es decir tener un operativo muy claro y definido.
  •  Asignar funciones, roles y planificar los tiempos adecuadamente: En este punto trataremos de definir adecuadamente los objetivos que ha de conseguir cada uno de los trabajadores y establecer un calendario adecuado para ello, una buena gestión de los tiempos se revela como óptima  a la hora de conseguir los objetivos.
  • Revisar el proyecto final con todo el equipo de trabajo: este es uno de los puntos más básicos para que funcione el Project Management plan, es decir reunir, revisar con todos los trabajadores que se tienen claras las ideas y hacia dónde nos dirigimos. 

En resumen nuevos retos empresariales para nuevos proyectos

 Como hemos visto no va a ser sencillo  adquirir los nuevos retos que se presentan para la  empresa  a partir de este 2021.

La clave, como hemos podido comprobar, va a estar en la adquisición de una nueva cultura empresarial que ha de evolucionar al ritmo que lo hagan las nuevas tecnologías, para ello será necesario la creación de un buen Project Management plan, es decir una temporalización adecuada de nuestros proyectos para conseguir los objetivos que nos va a plantear esta nueva normalidad.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *